Prensa y difusión

#AsuntosEpistolares 6

Envía: Laura Benetti

Mientras escribo, entra Renata a mi despacho y dice, furiosa: Mamá, en esta casa la única alegría es la máquina de escribir. Se lo cuento a Cristina y ella me sugiere que le venda la frase a la Olivetti para que pueda pagarle al psicoanalista que debe reconciliar a mi hija con la vida o con su madre.

Margo Glantz, Las genealogías. Obras Reunidas II, Fondo de cultura económica, 2008.